La tecnología de edición de genes humanos está en su infancia, pero pocos dudan de que nos encontraremos con humanos mejorados genéticamente en el transcurso de nuestras vidas. La perspectiva de mejora, sin embargo, plantea preocupaciones morales. Presumiblemente, la tecnología continuará desarrollándose, entonces, ¿significa esto que un humano mejorado genéticamente en 2060 quedará “obsoleto” por los avances que se presenten en 2070? ¿Cómo podría verse afectada la crianza de los hijos, el empleo e incluso la propia imagen de una persona con una modificación genética obsoleta? ¿Y qué sucede cuando borramos la distinción entre persona y producto?

Ir arriba